Archivo

Archivo para la categoría ‘Hoteles’

An Exclusive New Concept Hotel

sábado, 8 de junio de 2013 Comments off

An Exclusive New Concept Hotel

The World’s First 5-Star Grand Luxury Yacht Hotel 

This is the Sunborn Barcelona. An extraordinary fusion of fabulous five-star luxury and sleek superyacht cool, this exclusive, purpose-built floating hotel offers a unique luxury hotel experience in one of Europe’s most dynamic cities.

Activity 1

Answer the following questions with information from the Sunborn Barcelona hotel. Use the English version

  1. Describe in a few words this new concept of hotel.
  2. Describe the hotel facilities.
  3. Where is the hotel located? Give a short description of landmarks around it.
  4. Are there many rooms available? Describe types of rooms.
  5. What kind of customers is the hotel aimed at?

Activity 2

Do you think it could be an interesting option for your holidays in Barcelona?

Summarize in two columns the advantages  and disadvantages of this hotel. Justify your answers.

 

Categories: Alojamiento, Hoteles Tags:

Innova, que estamos en crisis

miércoles, 9 de mayo de 2012 11 comentarios

La mala coyuntura económica que estamos padeciendo a escala mundial brinda oportunidades para aquellas personas que apuesten por soluciones creativas a la hora de gestionar su negocio. Desde Francia nos llega una interesante noticia según la cual el grupo hotelero ACCOR ha puesto en marcha una innovadora idea, bautizada con el nombre reBorn, para lograr la completa renovación del mobiliario de sus establecimientos hoteleros a menor coste del esperado. La idea es sencilla: poner a la venta en eBay diversos artículos provenientes de sus hoteles a precios competitivos (visitar la web). La oferta incluye muy diversos artículos variopintos como mesillas de noche de Luis XVI, candelabros de bronce, butacas de 1980, muebles minibar y cajas fuertes; y desde la compañía han explicado que se irán añadiendo artículos al stock durante el año a medida que se vayan renovando establecimientos de la cadena. Esta acción va en consonancia con su nuevo lema “Open New Frontiers in Hospitality” y su preocupación por la sostenibilidad permitiendo al público participar de su proyecto de responsabilidad al mismo tiempo que beneficiarse de las cualidades y precios de los productos ofertados. Asimismo han destacado que responden a una tendencia social que está dando valor a los artículos de segunda mano en buen estado, creando un nuevo modelo económico circular.

Categories: General, Hoteles, innovación Tags:

El Interés por lo Más Rentable y la Obsesión por Más Turistas

lunes, 7 de diciembre de 2009 34 comentarios

calculadora1

Los políticos y las estadísticas oficiales nos han acostumbrado a pensar en que “el turismo va bien” si aumenta el número de turistas desde el año anterior y “extraordinariamente bien” si se alcanza un número “record” de visitantes. La crisis financiera global está ayudando a entender mejor que la clave no está en el número de turistas recibidos, sino en la rentabilidad de las empresas y territorios turísticos. Con el objetivo de la rentabilidad, a veces más turistas significa menos rentabilidad.

El indicador clave relacionado con el desempeño de cualquier empresa privada ha sido siempre la rentabilidad financiera. Sin embargo, en el turismo mucha gente parecía preferir pensar en las ventas como indicador del éxito. Este sesgo ha llevado a entender como positivo la posibilidad de, por ejemplo, masificar un destino turístico. La masificación ha ido normalmente asociada a una menor resistencia a situaciones de crisis, unos precios más bajos y un margen de rentabilidad asociado a la parte de la cadena turística más alejada del destino (el “tour-operador”).

Recordemos brevemente que la rentabilidad se calcula dividiendo los beneficios (delimitados por la diferencia entre los ingresos y los gastos) entre la inversión necesaria para calcularlos. Por su parte, los ingresos se delimitarían multiplicando el número de turistas recibidos por lo que pagan por los servicios recibidos. Manteniendo esa fórmula en mente, es fácil entender algunos de los siguientes consejos:

* La bajada en precios puede deteriorar sustancialmente la rentabilidad si no va asociada a un sustancial incremento del número de turistas recibidos. El mero mantenimiento del número de turistas, o incluso una ligera bajada, supondría un resultado negativo para la organización si esas situaciones se han originado mediante bajada de precios.

* La subida de los gastos promocionales y publicitarios supondrá un deterioro de la rentabilidad si la misma no va unida a una subida en los ingresos recibidos, bien por la elevación de los precios de venta o bien por un mayor número de turistas.

* Las elevadas cantidades en inversión para la construcción de grandes infraestructuras con supuesto potencial turístico (ej. parques temáticos o circuitos) puede ser una estrategia peor que un grupo de pequeñas inversiones (ej. pequeños centros de recepción con encanto) si es que las mismas no se materializan en beneficios derivados sustancialmente más elevados.

Aún con lo importante que puede ser mantener estas ideas en mente antes de actuar, seguramente estamos todavía en la parte fácil. El punto importante es perfilar planteamientos estratégicos que puedan ser útiles en épocas de crisis a las empresas turísticas.  Desgraciadamente, parece que la crisis en España seguirá muy presente al menos en torno a un año más.  Me imagino que los directores de los hoteles que han visto caer su ocupación en niveles de hasta el 20 o 30% en el año, pese a haber desarrollado paralelamente una bajada en precios, querrían conocer algunos planteamientos estratégicos concretos y directos para impulsar su hotel en estos tiempos de crisis …

 

Nota: La imagen que ilustra esta entrada es de Rasmus Thomsen y ha sido usada siguiendo expresamente los requerimientos del autor. Puedes ver más imágines del autor en:

http://www.freedigitalphotos.net/images/view_photog.php?photogid=410

Lo realmente nuevo en el web 2.0 turístico: ¡Escuchar!

sábado, 6 de junio de 2009 1 comentario

oreja1

Un colega de blog, y muchos otros expertos en comunicación innovadora, nos ilustran con ejemplos creativos en la filosofía web 2.0. Sin embargo, decir cosas a más gente, decirlas con más sofisticación o, incluso, decirlas de forma más original suena a “lo de siempre”: publicidad de empresa a cliente. En mi opinión, lo novedoso del 2.0 está en que lo que dicen los clientes a las empresas (o sobre las empresas) está ahora más disponible que nunca.

A principios de los 90 casi todos los hoteles tenían en sus habitaciones los cuestionarios de sugerencias o de valoración de servicios. Muchos hoteles todavía los exhiben orgullosos en sus habitaciones. Es divertido teniendo en cuenta que casi nadie los rellena (¿o debo decir nadie?). Además, los pocos recopilados en estos años han tenido un alcance bastante limitado y mayoritariamente fueron directamente a la papelera del director del hotel.

Los clientes que hoy quieren opinar lo hacen en la red. Saben que su mensaje es así realmente útil: muchos clientes leerán sus opiniones con sincero interés y las empresas tendrán consecuencias de sus comentarios. Los directores de las empresas turísticas deberían permanecer MUY atentos a lo que dicen de sus empresas en la red (y de la competencia).

Por ejemplo la web de tripadvisor, una red social de opiniones sobre hoteles, o los comentarios de booking.com ganan seguidores y peso cada día. Son millones de personas las que envían comentarios positivos o negativos sobre hoteles, restaurantes o destinos que están disponibles para cualquier viajero. El número de personas que los leen aumentan cada día.

Los descuidos son a veces delirantes. El otro día pensaba en ir a comer a un restaurante mexicano que me había hecho llegar publicidad a casa. No estaba muy seguro de cómo llegar hasta el local y decidí consultarlo en su web. La página web del restaurante exhibía un diseño magnífico y mostraba en sitio preferente un link con un mapa de google en donde se marcaba el lugar exacto sobre el callejero de mi ciudad. Ese mapa incorporaba tres comentarios, todos juzgaban al restaurante como pésimo (y estaban incluidos en la propia web del local!). ¿No oye el responsable del restaurante? Los clientes sí. Yo busqué otro restaurante para comer y he contado a todos mis amigos la anécdota. Apuesto a que no soy el único en haber vivido este tipo de experiencias …

En este contexto, tres sugerencias. 1ª) Intente convencer a sus clientes satisfechos para que lo cuenten en la red. 2ª) Intente minimizar sus clientes insatisfechos; es imposible parar las ganas de contar la insatisfacción. 3ª) Trate de solventar las quejas antes de que el cliente se marche o a la mayor rapidez posible antes de que las mismas marquen definitivamente la imagen de su empresa.

En definitiva, la comunicación 2.0 es distinta a la tradicional, lo que las empresas cuentan a los clientes es menos importante, ahora se trata de que los clientes hablen sobre las empresas.

Marketing innovador en la era de la Web 2.0

lunes, 25 de mayo de 2009 2 comentarios

En la actual situación de crisis  no son pocos los que defienden a la innovación como medida para acelerar la salida de un bache al que las empresas del sector turístico  no son ajenas.

El pasado 16 de abril el Hotel Urbem de Valencia lanzó una campaña publicitaria basada en Youtube que, cuando menos, es merecedora del calificativo de “creativa e innovadora”.

La campaña de este hotel  es un claro ejemplo de cómo pueden utilizarse la imaginación y las herramientas gratuitas disponibles en el entorno de la Web 2.0 para promocionar un establecimiento turístico.

El vídeo no ha contado con la colaboración de estrellas de elevado caché, sino que en el mismo han participado los propios empleados del hotel… lo que sin duda es una puesta en valor de uno de los recursos más valiosos de este tipo de establecimiento.

Se trata de un “juego interactivo” que, bajo un atractivo telón de fondo de una amnesia temporal provocada por algún que otro exceso, permite conocer al personal, servicios e instalaciones del hotel. Una serie de vídeos relacionados facilitan la construcción de una historia cuyo final dejamos abierto para todas las personas interesadas en conocer el interesante enfoque del hotel.

En cuanto al grado de éxito de la acción, al día de hoy el vídeo se ha visionado un total de 10.852 veces, y si se hace una búsqueda en Google puede verse el fuerte impacto que está teniendo el mismo.

¿I+D+i para el sector turístico?

miércoles, 13 de mayo de 2009 Comments off

Torre-control

Pese a la importancia del sector, la industria turística ha sido tratada con frecuencia como el “pariente pobre” de la economía. Mientras tanto, los sectores aeronáutico, químico, automovilístico o siderúrgico, por citar algunos, han sido objeto de continuos planes de modernización y de investigaciones millonarias, aún con resultados mediocres en la evolución competitiva del sector.

El turismo en España se ha basado durante décadas en contar con unos costes bajos que permitían ofrecer productos interesantes a precios muy atractivos para el turista occidental. Sin embargo, España ha dejado de ser un país barato para hacer turismo. En este contexto, mantener una posición de liderazgo necesita una apuesta por la innovación y la calidad. Estos parámetros requieren cambios en la gestión del sector y, de hecho, la mayoría de las iniciativas turísticas más exitosas de los últimos años se basan en una utilización intensiva del I+D+i en distintos ámbitos. Aún así, muchas facetas serían mejorables.

El mantenimiento de los recursos naturales en contextos de explotación turística requeriría de más análisis específicos de disciplinas tales como la biología o la geología. Conocer, por ejemplo, cómo se pueden reducir los problemas de medusas que asolan el litoral de forma cada vez más frecuente ha recibido una atención marginal desde el punto de vista investigador, pese a las graves consecuencias que provocan en el sector.

La conservación de los recursos monumentales debería también recibir mayor atención específica. El contar con materiales con mayor capacidad aislante ayudaría a hacer frente a situaciones climáticas extremas en alojamientos de costa y sierra (permitiendo reducir los costes energéticos, a la par que aumentar el confort del turista y reducir la presión sobre el cambio climático). El desarrollar maquinarias avanzadas para la cocina sería un reto para una industria auxiliar del turismo y útil en las innovaciones culinarias de la cocina de autor o para mejores posibilidades para comidas de gran volumen.

Aún con las muchas posibilidades abiertas, en su mayoría poco explotadas, uno de los ámbitos que más espectacularmente ha llegado al sector turístico es el relacionado con la aplicación de las TIC (tecnologías de la información y comunicación). Por ejemplo, el desarrollo de Internet y las posibilidades ofrecidas por programas avanzados de “software” relacionados con la logística y la fijación de precios variables han posibilitado la aparición de las denominadas aerolíneas “de bajo coste”. Empresas como Ryanair o EasyJet han pasado de no existir a superar el volumen de negocio de las denominadas aerolíneas “de bandera”.

Los hoteles se han visto también afectados por esos desarrollos. Los clientes que llegaban en paquetes cerrados, contratados en agencias y gestionados por mayoristas (“tour-operadores”), han reducido su importancia frente a un nuevo perfil de turista que se informa, reserva y paga sus viajes a través de Internet.

En la Universidad de Granada, hemos desarrollado recientemente un estudio financiado por la Consejería de Turismo en el que contactábamos con representantes de todos los hoteles andaluces. El supuesto del que partíamos era que los hoteles que estaban desarrollando una apuesta más decidida por la utilización de TIC en su gestión se estarían beneficiando en mayor medida de la aparición del nuevo turista internacional independiente. Los resultados avalaron completamente nuestras expectativas.

Pese a la claridad de los resultados obtenidos, el análisis ha permitido detectar múltiples campos que, pese a su importancia potencial, todavía no han recibido una atención investigadora suficiente en el ámbito mencionado. Citamos tres ejemplos a título de mera ilustración. Sería interesante contar con medios más avanzados para poder gestionar coordinadamente la amplia oferta de buscadores turísticos online. La utilización del “data mining” debería ayudar a conocer mejor cuáles son las características del viajero que compra online y cuál es la forma en que desarrolla su navegación. Finalmente, sería interesante contar con cuadros de gestión que permitan una explotación más eficiente de las instalaciones propias mediante domótica y automatismos más avanzados.

Los problemas de financiación de la investigación en un sector con una muy importante presencia de empresas pequeñas y locales no debieran ser un obstáculo definitivo para la generación I+D+i en este ámbito. Es responsabilidad de universidades, autoridades e industria el apoyar a un sector que se ha consolidado como ámbito de especialización prioritario de muchas economías desarrolladas.

La desaparición del “check-out” en los hoteles

lunes, 11 de mayo de 2009 7 comentarios

checkout

Reducir costes en la gestión y mejorar la satisfacción de los clientes suelen parecer extremos difícilmente conciliables. Sin embargo, medidas relativamente simples como la desaparición de la obligación de facturar y pagar justo antes de salir del hotel (el “check-out”) pueden ayudar a ambos objetivos. Aunque esta posibilidad parecía imposible hace tan sólo unos años, múltiples factores hacen hoy factible, y deseable, la desaparición de este proceso que tantas y tan estresantes colas suelen generar justo cuando el cliente tiene más prisa para abandonar el hotel. A continuación planteamos algunas de las posibilidades existentes para conseguirlo.

Una fórmula que ya ensayan algunos hoteles es brindar al cliente la posibilidad de firmar una hoja para consentir al hotel que cargue a su tarjeta de crédito aquellos temas no contemplados en la facturación convencional que se realiza cuando el cliente llega al hotel. Este sistema tiene algunas ventajas, pero es dudoso que muchos clientes se acojan al sistema que requiere tomar la decisión cuando se está llegando y firmar un cargo “incondicional” en tarjeta de crédito autorizando el pago de cantidades desconocidas.

El sistema de “check out” y este sistema de autorización previa están planteados para garantizar que el hotel cobrará los servicios “extra” del cliente en el hotel. Estos pagos han sido tradicionalmente dos: mini-bar y teléfono. Lo sorprendente es que los sistemas se mantienen aún cuando la facturación por ambos conceptos es cada vez menor (y con frecuencia inexistente) debido a factores tan heterogéneos como: la proliferación de los teléfonos móviles, la mala fama de las tarifas telefónicas en hoteles, la crisis económica, un contexto español que fácilmente ofrece bares y pubs cerca de los hoteles, etc.

En este contexto, parecería sensato eliminar el cobro por los servicios de mini bar o teléfonoextra puesto que, en la práctica apenas suponen nada y permiten ofrecer una diferenciación atractiva a los clientes. Aquellos hoteles que no cargan coste alguno por consumos básicos de mini-bar (tales como AC entre otros que facilita agua mineral y cerveza gratis) o por llamadas de teléfono (tales como Sidorme Hotels) tienen fácil eliminar el “check out” posibilitando a sus clientes pagar al llegar.

Finalmente, aquellos hoteles que cuenten con servicios que puedan estar suponiendo facturación extra significativa (tales como en algunos casos pueden ser el “spa” o el restaurante) podrían fácilmente optar por anunciar a los clientes que pueden pasar por recepción en cualquier momento para abonarlos (incluyendo el propio momento de salida). Esta situación eliminaría la obligación de que todos pasen por recepción a la salida, incluso aún cuando no hubieran hecho gasto extra alguno, y al mismo tiempo ayudaría a evitar tiempos muertos en recepción a lo largo del día y reduciría la presión sobre el turno de mañana.

En cualquier caso, estas formulas no pasan por evitar facturaciones extraordinarias en el hotel. Más bien lo contrario. Ahora bien, la necesidad de incentivar los gastos extra en el hotel debe requerir formulas más imaginativas y eficaces que acumular los pagos para el momento del abandono del hotel.